• Principessa Jackson

10 años sin Michael Jackson

El tiempo pasa tan rápido que en ocasiones no nos damos cuenta. El 25 de junio de 2009 quedo tatuado más que en mi memoria, en mi corazón, y es increíble que hayan pasado 10 años desde aquel, hasta ahora, uno de los dos peores días de mi vida, casualmente, ambas malas noticias se dieron, por diferencia de meses, en el mismo año.


Ayer (26 de junio de 2019) recién regrese de otro peregrinaje a rendir tributo al que siempre considerare, el amor más grande de mi vida. Uno de mis mejores amigos paso por mi para llevarme a casa, ya que al termino de mi viaje, llegue directo a trabajar, lo acompañaba una amiga de trabajo y me pregunto como me había ido, antes de contestarle le dijo a su compañera: espera a que la escuches, es escritora y tiene una gran manera de narrar las cosas, te va a encantar. Palabras más, palabras menos, mi corazón se enorgulleció de escuchar a uno de mis mejores amigos decir que yo era escritora, por que el contexto era que se contar historias, y eso es lo que me hizo, después de tantos años, iniciar a escribir este Blog.


Así que como siempre, vayámonos al inicio de todo esto, recomiendo, pues será una larga historia, ponerse cómodos, porque aunque larga, les aseguro que al terminarla, no habrán visto pasar el tiempo con mi relato, que sale como siempre, desde el fondo de mi corazón.



10 años sin Michael, hacía 5 años desde mi ultima visita a Los Ángeles, a rendirle tributo, fue un viaje demasiado corto, pero como siempre muy especial, vaya, 5 años, por una u otra razón no había regresado, hasta hace un par de días había entendido por que. Ya venía pensando desde hace meses que tenía y debía volver, necesitaba de nuevo estar con Michael, y el décimo aniversario estaba más que perfecto para ir, sin embargo, cambios en el trabajo, dinero que no llegaba, ¡demonios! de nuevo, parecía que no podría ir; entonces, llego Leaving Neverland, entre mi trabajo y vida personal, me volví traductora de cuanto pudiera para callar a la prensa vendida, que de nuevo, sin miramientos, culpaba a un hombre inocente, y en uno de esos tantos días, un par de meses antes, tan activa con otros fans en busca de limpiar el nombre de Michael, lo decidí, no importaba que pasará, yo tenía que estar el 25 de junio junto al amor de mi vida, nada iba a cambiar esa decisión, aunque otro cambio en el trabajo me asusto, pero pronto me quite ese pensamiento, como siempre, pedí al universo, todo me saliera bien y pudiera ir.


Unas semanas antes del viaje, sufrí un asalto, me espante, me robaron, más que lo material, mi seguridad, así que de nuevo, parecía un obstáculo, porque por lo general, viajo sola, más si se trata de Michael, porque aunque hay tanto que ver en Los Ángeles, yo voy solo a cosas que tienen que ver con su tributo, a veces me sobra tiempo, a veces no, al final, vencí el miedo, y todo se acomodó para que por fin, asegurara mi viaje, estaba lista, pero temerosa.


Con todo el nervio del mundo, el viernes 21 de junio partía con el corazón en la mano, unos días antes, decidí comprar boletos para In Studio With MJ, seminario que Brad Sundberg, quién trabajara con Michael en las eras Bad, Dangerous e HIStory, presentaría, el sábado 22, en un estudio de grabación en el centro de Los Ángeles. No era la primera vez que acudía al seminario, después de arreglar unas cosas con las compras del boleto, sería mi primer evento en esa peregrinación que decidí hacer en el décimo aniversario luctuoso (agradezco infinitamente a Brad Sundberg por la ayuda).


Mi vuelo llegó unos minutos retrasados en la mañana del 22 por la escala que hice, el aeropuerto LAX estaba completamente cambiado y renovado, al salir como siempre, tome un bus a Unión Station, de ahí pase a dejar mis maletas, tome un Uber hacía el seminario, ya iba tarde, y luego tráfico, desviaciones porque tome un Uber Pool (no lo vuelvo a hacer cuando es tarde), llegue al estudio, había un fan de Irlanda, y una mujer que no entendí de donde era, eran las 10:20 am, me dijeron que no les permitían entrar, había un letrero en la puerta, que decía muy claro: late no entry, "llegas tarde, no entras"; mi corazón casi sufría un infarto, no podía ser que me estuviera pasando, bajo un chico, no fue grosero, pero dijo que no nos podía ayudar, que era tarde, la mujer le dijo que yo venía desde México y el chico desde Irlanda, ambos, al parecer por los minutos de retraso del vuelo no llegamos a tiempo, sin ser descortés repitió que no podía ayudarnos, yo como siempre, llorona, estaba a punto del llanto, el chico de Irlanda se puso sus audífonos y resignado se sentó en la banqueta a esperar si en el break nos dejarían entrar ¡el break era a las 13:00 p.m.! Eran las 10:30 a.m., no me podía yo perder de tanto este día, además que había pagado una buena cantidad de dolares para acudir al seminario; en el letrero había un numero telefónico, donde decía que podían ayudarnos, envíe 5 mensajes pidiendo por favor que abrieran la puerta, que mi vuelo se había atrasado los minutos, que al parecer, me habían hecho llegar tarde.


Prácticamente rezándole a Dios, a Michael y a quien fuera, estaba ya a nada de llorar por mi mala suerte, cuando llego otra fan, que al parecer tuvo problemas con el estacionamiento, el mismo chico le dijo que no podía ayudarnos, ella enojada le dijo: oye! Pague 195 dolares, ella viene de México, el de Irlanda y ella también pago (esta mujer que nunca supe de donde era), el chico no hizo mucho caso y ella ya molesta saco su teléfono: "permitanme tengo el teléfono de Brad, no pueden hacernos esto, pagamos", si!! vamos chica, tu puedes, pensé, pero más que nada pidiendo ella nos ayudara a entrar, al final bajo Reidun, con quien yo me había comunicado vía correo electrónico por lo de mi boleto, pidiéndole disculpas y ella a nosotros, por fin, entramos, todos menos la mujer "sin origen", realmente no se donde quedo cuando por fin logramos entrar, aunque la vi más tarde.


No puedo decir mucho del seminario de Brad, pero sin duda es una de las mejores experiencias que he vivido acerca de Michael Jackson y su trabajo, hermoso también escuchar a Brad Buxer tocar el piano, es una delicia para el oído, las mezclas de Michael Prince, las anécdotas y recuerdos de Matt Forger y Brian Vibberts que se unieron para la sesión de la tarde, en este seminario nos piden no spoilers, para que más gente acuda, mercadotecnia o no, para mí, además de prometerlo a Brad Sundberg que no diría nada cada ocasión que nos pedía guardar el secreto, es más porque la experiencia se perdería si yo contara los detalles a quienes sin duda les encantara, solo debo quejarme que el lugar no era el mejor, ni estaba en optimas condiciones, no al compararlo con el hermoso West Lake, aquel, donde en 2014 por primera vez, acudiera al seminario de Brad Sundberg, viví nuevas cosas, recordé otras tantas, pero sin duda, el viaje, con todo y sus problemas previos, había realmente empezado de una manera muy hermosa.



Pero lo mejor del sábado fue haber hablado con Taj Jackson, sobrino de Michael, cuando por fin entre, al bajar la escalera lo reconocí de inmediato, había unas sillas delante de el vacías y fui con la intención de sentarme cerca, un brazo algo regordete me corto el paso groseramente y entendí que estaban vacías por que el estaba ahí, así que busque otro lugar, cuando a la 1 de la tarde y minutos se hizo el break para comer, mientras esperábamos la llegada de Brad Buxer, fui de las ultimas personas en salir, por la puerta trasera del estudio nos sacaron y pidieron que regresáramos puntuales pasados 30 minutos. Cuando salí, Taj estaba con 3 mujeres, a las que no conozco, pase a un par de metros y con las manos juntas le dije gracias, gracias por todo lo que haces por tu tío, recordando la reacción de aquella mujer regordeta, no quise acercarme más, sin embargo, Taj al verme, las aparto y camino hacía mi, me emocione, me pregunto mi nombre y que de donde venía, le conteste que de México, le dije que por favor me permitiera darle un abrazo, pues estaba muy orgullosa de él y todo cuando hacía por su tío, me abrazo y me dio las gracias, le dije que no, que yo tenía que agradecerle a él, que nunca lo dejaría solo, que en mi tenía un soldado que moriría peleando por su tío, y que yo toda la vida lo amaría a él por ser quien lideraba este ejercito de amor. Taj me volvió a abrazar, me contó que el ama a su tío y que seguirá luchando por la verdad, me pregunto por mi vida, como era que su tío toco mi vida y le conté, caminamos un poco lado a lado, las mujeres le llamaban, él les decía que esperaran, que estaba charlando conmigo, le dije que no se preocupará, que él tenía que comer y que nos veríamos de nuevo para seguir la charla en el seminario o al termino de él, me dijo: es una promesa, nos vemos en un rato y volvimos a abrazarnos. Cuando regresamos del break, antes de bajar me encontré con una de las mujeres que estaba con Taj, no la regordeta, ella, la que se me acerco, creo era una de las Jackson, se parecía a la familia, ella, de quien no supe su nombre, me vio y me detuvo del brazo, me abrazo y me dio las gracias, yo sorprendida no entendía, al parecer ella vio la sorpresa en mi rostro y dijo: "gracias por tus palabras a Taj, no sabes como lo hiciste sentir, eres una luz, gracias"; si aún no había llorado, en ese momento mis ojos estaban a punto de hacerlo, le dije que no me tenía que agradecer, me volvió a tocar el brazo, y repitió que era una Luz, en ese momento siguió su camino, yo no se si antes de hablar conmigo Taj estaba mal, o si nadie había hablado con él que viniera fuera de Estados Unidos, y que el realmente buscaba un poco saber que no estaba solo, esa mujer me hizo sentir muy bien y mi intención siempre fue solo agradecer a Taj su amor a su tío, así que si, baje con un par de lágrimas rodando por mi mejilla y agradeciendo las palabras de la mujer, Taj ya estaba en su lugar y al verme sonrío.


Cuando termino la primera parte del Seminario tuve la oportunidad de nuevo de charlar con él, había otros fans que hicieron lo mismo, unos alemanes filmaban un documental, me hicieron una entrevista y en mi de por si no muy buen ingles, les dije que en México pocos creían en el documental, y que éramos más los que creíamos en la inocencia de Michael Jackson; así, con esa gran experiencia con Taj, reinicio el seminario, el lugar esta repleto esta vez, se inicio con HIStory a todo volumen, nos conectamos todos y cada uno de los que estábamos en el estudio, fue mágico, fue Michael. Al final del seminario, más tarde de lo planeado, la esposa de Brad Buxer pidió subir al escenario y tomo la palabra, ella llorando nos dijo que estaba orgullosa de todos los que ahí nos encontrábamos, tanto invitados como nosotros los fans, dijo que ella conoció a Michael Jackson cuando Brad Buxer trabajo con Michael, que era un ser humano increíble y que nunca había conocido persona mas bella que Michael, nos compartió algunas cosas y lloro, algunos nos unimos a ella soltando algunas lágrimas, cuando bajo y termino el seminario me acerque a ella y le di las gracias por compartir su vida con Michael y confirmar lo que todos ahí sabíamos: Michael era un ser de luz y amor, nos abrazamos y nos despedimos, así terminaba un primer gran día para mi viaje.





Este vídeo lo tomo Brad Sundberg para su Facebook, aunque de cabeza, espero lo disfruten.


Ahora, venía el segundo día, el plan: ir a Neverland. En un grupo de Facebook sobre el viaje a Los Ángeles pregunte si alguien tenía plan de ir a Neverland, me contesto una fan, a la que nunca había conocido, quedó de pasar por mi a las 8-8:30 de la mañana del domingo, aquí debo explicar, que cada ocasión que voy conozco gente nueva, muchos preguntan como me atrevo a confiar en gente que no conozco, siempre respondo lo mismo: si las conozco, Michael las pone en mi camino, desde el momento en que van por lo mismo que yo voy, nos une el amor.


Así que si, ya con Rita, partí el domingo a Neverland, charlamos todo el camino, que son alrededor de 3 horas, le mostré mis lindos muñecos de MJ y Dean y como hacía historias con ellos en Instagram, ella se detenía para que yo pudiera hacer mis fotos o vídeos, y entonces ahí estaba, ese camino que quise recorrer tantas veces en vida de Michael y que ahora, por cuarta vez, de nuevo, visitaba. Mi corazón, como la primera vez, se acelero, se emociono y empece a temblar, 10 años y parecía la primera vez, solo la primera vez que fui aun conservaba las flores y el letrero de "Neverland Once Upon a Time", y ahí, como siempre, reconocí el árbol de la entrada, nos estacionamos enfrente , Rita me dijo: adelante, por mi no te detengas, ve.


Como siempre, había fans y gente que se detenía a mirar Neverland, nos diferenciábamos unos de los otros, empece a tomar fotos, vídeo, uno bello que compartí en twitter, donde se escucha el cantar de las aves y el viento, triste, parecía que todo ahí extrañaba a Michael. Llegaron más fans, algunos viejos conocidos, otros completamente nuevos, intercambiamos historias, nos abrazamos, lloramos, como siempre, esa conexión tan mágica que vivimos, charle con una pareja de Francia, ella era la fan, su esposo, que hablaba perfectamente el español se puso a charlar conmigo, me dijo que Samira, su esposa era fan y que él era su chófer, pero que por ella, la llevaba al fin del mundo por su amor a Michael, ella no hablaba, todo el tiempo abrazaba un porta retrato con la imagen de Michael, curiosamente, en este momento olvido el nombre de él, ya que cuando me lo dijo, en ese preciso instante una mosca entro en su boca, ahora que lo cuento, fue algo divertido, y entre su esposa y yo tratando de ayudarlo y yendo por agua, charlamos mucho, nos despedimos de algunos, yo continué ahí por un par de horas más, hasta que fue momento de partir no sin antes, crear un perfecto circulo de amor que nos hizo llorar a algunos.



Hubo mucho más ese domingo en Neverland, pero son cosas que se quedan en mi corazón. En el regreso nos fuimos a Santa Monica, precioso como siempre el muelle, tantas veces visto en películas de Hollywood, ahora un poco modernizado desde la ultima vez que lo visite, ahí veríamos a otros fans Rita y yo, en la arena, compartiríamos otros momentos con otros fans, risas, anécdotas, el clima y la noche eran perfectos, ahí, con las luces del muelle, música de Michael Jackson, solo unos cuantos de nosotros pasamos unas horas en una calma que compartimos de diferentes partes del mundo.



Mi plan del lunes era un poco fuera del itinerario de Michael, quería ir a Disney, al nuevo parque temático de Star Wars, el plan era perfecto, pero en Santa Monica estuvimos hasta muy tarde, llegue a dormir casi a la 1 am, además que con la gente que había estado el domingo se hablo de el lunes ser voluntarios para la llegada de las 18,757 rosas para Michael, mi corazón se dividía entre recibir tan preciado regalo a Michael de todas partes del mundo, como por fin conocer Disneyland, pero nada esta escrito, los planes, a veces, no salen como se quieren; no desperté temprano, las emociones del domingo me dejaron cansada, Rita quedo de pasar por mi a las 11 am, ya era tarde para aventurarme a Anaheim, así que mientras esperaba a Rita, decidí ir a caminar a la estrella de Michael, pues no había tenido oportunidad de ir y estaría cerrada unos días pues habría eventos de esos que siempre he querido ver en Hollywood: grabarían escenas de una película y sería la premier de Spiderman, así que decidido estaba, me pase casi una hora o más en la estrella, grabando la reacción de la gente, la gente no fan cuando pasaban junto a la estrella de Michael, ninguna como la de mi Michael llamaba la atención para tomarse fotos, todos querían una foto de su estrella, eso me lleno de orgullo, hice unas cuantas fotos más y otros vídeos y me regrese para esperar a Rita, quien llego tarde, en ese momento, me sentí mal conmigo misma, ya estaban subiendo vídeos de la llegada de las rosas y yo seguía ahí, sin ir a Star Wars y sin recibir las rosas, vaya, que mala fortuna la mía, me dije, un poco resignada, por fin, llego Rita, no le dije mi sentir, porque al final, era bueno pasar un momento en Forest Law sin toda la gente que se esperaba para el 25 de junio.


Y entonces, llegamos, frente a la entrada del hermoso cementerio, igual que en Neverland mi corazón latió rápidamente, 5 años mi hermoso Michael, 5 años habían pasado desde la ultima vez, nada más bajarme de la camioneta el olor a rosas impregnaba toda la colina donde se encontraba el mausoleo donde descansaba mi amado Michael Jackson, ya estaban todas las rosas puestas, pero aun estaban poniéndoles agua, algunas me puse a acomodarlas para que se leyera de frente el mensaje de One Rose 4 MJ, charle de nuevo con otros fans, llegó la pareja francesa, la salude, Samira seguía siendo tan callada y abrazando su foto de Michael, su esposo, que me perdone por favor que olvide su nombre, volvió a charlar conmigo, yo abrace a Samira, aunque ella tímida sin soltar su foto solo se sorprendía por mi acción.


Ahí estaba, charlando una y otra vez, por fin, tenía un rato con mi amiga Argentina Liz, en 2014 estuvimos en Los Ángeles, pero no coincidimos, aunque parecía que todo nos acercaba, no era hasta ese momento, ese día, 24 de junio de 2019 que ella y yo, aunque nos vimos desde el sábado, íbamos a tener un regalo muy especial que quedará guardado en nuestros corazones por siempre, tomando fotos, recostándonos entre las rosas, en un momento ella, Fardo y yo quedamos las tres frente a la puerta del mausoleo, admirando los regalos y tarjetas a Michael, hablando de lo guapo de Michael, de como estábamos todas ahí por amor, entonces Liz dijo que si nos tomábamos un café con Michael, ella tan hermosa no solo físicamente sino en espíritu y alma, llevaba todo un kit para preparar el café, lo preparamos y nuestros corazones se unieron para un momento que jamás imaginaríamos que pasaría, es algo que aunque desearía contarles, no entenderían jamás, porque debieron haber no solo estado ahí, sino compartir ese amor que nos unió, a nosotras 3, a Rita, Siren, Brenda, Robyn, y Michael; nuestro Michael nos regalo algo que ni todo el tiempo en Disney me hubiera dado, el amor nos conecto, nos unió y supimos dentro de nuestro corazón que de esa manera Michael nos daba las gracias a todas nosotras, lloramos, claro que lloramos, nos abrazamos y agradecimos a todo cuanto nos puso ese día, ahí todas juntas.


Luego paso algo muy divertido, conocí a 5 chilenos, llegaron después de nuestro momento mágico, yo charlaba con un fan sobre los conciertos a los que él había acudido en vida de Michael, luego los vimos llegar y le dije: ellos son de Chile, lo se por la camisa de fútbol que porta uno de ellos, cuando pasaron junto a nosotros les pregunte de donde eran, efectivamente me dijeron que de Chile, ellos se fueron a la puerta, mi nuevo amigo y yo comentábamos que nadie como Michael para hacer que gente de todas partes del mundo acudiera a su llamado, ahí en Forest, en Neverland o en algún otro lugar de los Ángeles, luego note un detalle en uno de los chicos chilenos, así que le dije a mi amigo que me disculpara que tenía que quitarme la duda, me acerque a ellos y esta anécdota se la dejo a ellos que estoy segura me leerán, pero reímos mucho, y les dije que lo que ahí había pasado, era una broma de Michael, pues ellos venían tristes de visitar, el que fuera, el ultimo hogar de Michael, nos calmamos un poco, le dijeron que toda la vida iban a recordarle lo que yo dije. Luis, Guillermo, Nikko, Christian y Kary nos conectamos ese día, Kary se movió un momento, entonces, uno de los guardias que checaba las alarmas fue a revisar, todos, excepto Kary se emocionaron y empezaron a llorar esperando abrieran la puerta, yo les dije que todo podía pasar, que había siempre quien decía que eso pasaba, pero fue solo revisión de rutina, sus caras me recordaron la mía, no pude más que decirles que todo cuanto ahí pasaba era una señal, lloraron, como siempre Michael estuvo presente, nos despedimos esperando volver a vernos.


Que día tan mas hermoso acababa yo de vivir, y aún no terminaba, de ahí más unidas que nunca, partimos a comer, un restaurante estilo hindú, por primera vez probaría esa comida, y sobre todo, comprobaría que lo visto en películas de Hollywood era cierto, no recién te la terminabas y ya necesitabas un baño. Se hablo de una fiesta, yo estaba cansada, ese cumulo de emociones vividas en Forest Law había drenado mi energía, pero Rita no estaba cansada, creyendo yo que me llevaría a mi hostal, vi con un poco de sorpresa como las señales iban en dirección contraria, pero yo no quise quitarle la intención de ir a la fiesta previa al 25 que se celebraría en honor a Michael, yo por dentro pensaba que necesitaba descansar, pero Rita había sido tan buena conmigo que jamás podría negarle algo como aquello.


Todo fue llegar y saludar a gente que ya habíamos visto en otros eventos, para darme cuenta que estaba en el lugar mas soñado por un fan de Michael Jackson: con mi pueblo, con mi gente, con mi mundo, el mundo que jamás he tenido en casa. Aquella pequeña discoteca, llamada ShortStop, en alusión a la posición de Béisbol, no podía ser más perfecta para que ahí, me diera cuenta lo que toda la vida he sabido, que nunca he estado sola en mi amor y locura por Michael Jackson, ahí fuimos libres, nosotros, bailando con el alma y corazón por alguien que nos dio de una u otra manera tanto amor, en el vídeo que dejare debajo, podrán ver un poco todo cuanto no puedo explicar aquí, pero fue entrar en la pista junto a cientos de personas dispersas por toda la discoteca con camisas, blusas, trajes, vestimentas, sombreros, guantes, chaquetas, pero sobre todo, los que ahí estábamos vestíamos en el corazón una sola cosa: nuestro amor por Michael. En medio de todos cerré mis ojos, bailando, agradeciendo a la vida todos y cada uno de los caminos que me tenían en ese mundo tan bello, en esa utopía que solo el amor a Michael Jackson podía crear, sin que nadie nos juzgara, sin preocuparnos por nada, dejando hasta el ultimo aliento, sabiendo, que la mañana siguiente iba a ser muy difícil para cuantos estábamos ahí, antes de terminar esta noche debo mencionar a mis amigos franceses, Samira y su esposo llegaron, los vi y corrí a abrazarlos, esta vez Samira le dio gusto y aunque no soltó su foto supe que a su manera me abrazaba, bailo conmigo, río, disfruto, aquella mujer tan tímida, tan silenciosa, al igual que yo, sabía que estaba donde debía estar y por fin, hablo conmigo, ya no éramos extraños en Moscú, éramos amigos en Los Ángeles y así, siendo feliz me fui a dormir perdiendo la sonrisa en mi rostro al recordar que ya era 25 de junio.


Rita me dijo que estaba demasiado cansada, que no sabia a que hora pasaría por mi, le dije que no se preocupara, que la vería en Forest Law, tome un uber, me toco un chico australiano que hablaba muy bien español, charlamos y le explique un poco porque iba ahí, a ver a Michael, se porto muy bien y la platica fue muy amena. Se notaba que era 25, la tranquilidad y paz del día anterior ya no se sentía en el aire de Forest Law, filas y filas de carros ya llenaban aquel cementerio, camionetas de prensa y gente caminando en la misma dirección a la que yo iba, por un momento extrañe la calma de años anteriores, y sin duda, del día anterior, empece a ver caras conocidas entre tanta gente, sabía que seríamos muchos, pero nunca tantos como ahora, salude a mis amigos, aquellos que desde el sábado había conocido, aquellos a quienes años antes conocí, y poco a poco, más nos uníamos, mucha prensa, muchas flores, regalos, mantas con mensajes, cartas, muñecos, llego un momento en que me sentí perdida entre tantos, a lo lejos vi a mi amigo, aquel fan con el que charle sobre los fans de todo el mundo, acudí a él, buscando, si, un poco de paz, la obtuve y ambos coincidimos que todos éramos diferentes, pero la unión y el amor que nos hizo viajar desde diferentes partes del mundo significaba algo y no podíamos perderla solo porque preferíamos un poco de paz, al final, quien ahí importaba, era Michael JAckson.


Así que, dejando a un lado eso, empece a mezclarme de nuevo, a ser una con tantos, deje mi manta, mi mensaje y los mensajes de mis amigos, comencé a grabar videos para mi canal de youtube, veía como algunos contentos saludaban a los familiares de Michael que ahí se encontraban, a la prensa que los entrevistaba y muchas cosas más que pasaban. No se en que momento paso el tiempo, y de pronto, nos llamaron al circulo de amor, la cantidad de gente no permitió un circulo como el de otros años, pero dentro de esos cientos de fans y prensa, hubo círculos dentro de círculos, abrazos y manos sujetadas entre hermanos, rusos, japoneses, italianos, iraníes, colombianos, chilenos, argentinos, canadienses, estadounidenses, australianos, ingleses, chinos, franceses, yo de México, y tantos más países que ahora olvido, se llego a contar 32 países ahí representados, todos unidos por una sola razón: el amor.


Hubo una oración, una hermosa canción y entonces, como hacía ya 10 años, la cuenta hacía la hora que murió Michael, 10 años se cumplieron a las 14:26 horas, de este 25 de junio de 2019, empezó a sonar Heal The World, y entonces, muchos rompimos en llanto, deje mi cámara a un lado, abrace a algunos fans que quedaron a mi lado, y mis lágrimas ya no fueron simples lágrimas, fue un llanto por la perdida tan irreparable que habíamos sufrido hace ya 10 años, mi dolor y el de otros fue consolado por aquellos extraños que eran hermanos, me abrazaron tantos, una unión entre países, consolados por haber perdido a quien nos enseñara el verdadero significado del amor en nuestras vidas. Agradezco a cada uno que me abrazo, tratando de consolar el dolor por nuestra perdida, nadie en la vida puede crear esta unión, la gente no entiende, nunca lo entenderá, como es que tantas personas, tan diferentes, con diferentes lenguas, con pensamientos, con costumbres, tan lejanos, pero a la vez tan cercanos estábamos ahí, en nombre del amor.


No podían haber escogido mejor canción para recordarlo, porque él nos enseño a sanar al mundo, a crear un mundo mejor, para ti, para mí, para el mundo entero, todo siempre en nombre del amor. En ese momento, con mi corazón extrañando tanto a Michael, mire al cielo, había estado nublado y de pronto viendo hacia la puerta de donde descansaba, el sol salió, supe que él estaba ahí y siempre lo estaría, que su mensaje de amor permanecería vivo en cada uno de nosotros y que su legado seria eterno.


Gracias por tanto Michael Jackson, perdona al mundo por tan poco, siempre eterno, siempre vivo, en nombre del amor, te amare hasta la eternidad.



#MichaelJackson #10YearsWithOutMichaelJackson #MJInnocent #MJFam #MJFamLatino

©2018 by Principessa Jackson, mi mundo a través de mis series, mis deportes y mi música. Proudly created with Wix.com